Entradas

España es el país de Europa donde las empresas más invierten en tecnología

Randstad, la empresa de recursos humanos número 1 en España y en el mundo, ha elaborado un estudio sobre la inversión en tecnología que realizan las empresas. Para ello, ha analizado los datos de Randstad Workmonitor, elaborada a partir de más de 13.500 encuestas a profesionales ocupados de 33 países.

El análisis de Randstad revela que el 53% de las empresas españolas invierten en tecnología para la automatización de determinados procesos. Actualmente, el conjunto de técnicas es un factor estratégico a la hora de aportar valor a los procesos de negocio, con el foco en la mejor experiencia para la organización con la que colaboramos y el profesional alrededor de quien sucede el proceso.

Hoy en día, el mercado se encuentra en un entorno de batalla intensa por el talento debido a que el factor diferencial de las organizaciones lo están marcando los profesionales que las componen. El director Randstad Technologies, Rubén Berrocal, afirma que el “profesional de hoy día y de los próximos años se va a enfrentar a un entorno cambiante donde la creatividad va a ser un elemento sumamente valorable”. En este sentido, Berrocal añade que “toda organización, que interiorice que el talento es un factor estratégico, está implementando iniciativas que persigan la automatización de determinados procesos”.

Si se observa el número de empresas nacionales que apuestan por la tecnología en los diferentes países analizados, Randstad Workmonitor, detecta que China es el único país donde sus empresas más invierten en tecnología, seguida de España, que supera en más de 30 puntos porcentuales a la última nación estudiada, Japón (29%).

En el caso de Europa, las empresas que más invierten en tecnología en Europa después de España son Italia y Noruega y Países Bajos con tasas de entre el 47% y el 46%. Le sigue Reino Unido (45%). A continuación, y por debajo de la media europea, se sitúan Bélgica y Luxemburgo (41%), Dinamarca y Portugal (39%), Alemania (38%), Francia y Grecia (37%) y, por último, Austria (31%).

FUENTE: Randstad

La plataforma FACeB2B recibe el premio @asLAN

La plataforma de intercambio de facturas electrónicas FACeB2B ha sido premiada con el @asLAN, asociación integrada por más de 120 empresas del mundo de la tecnología, según informa el Portal de Administración Electrónica (PAe).

@asLAN, asociación sin ánimo de lucro, celebró el pasado 3 y 4 de abril el congreso @asLAN2019 con más de 11.000 inscritos. En dicho evento se otorgaron también los premios @asLAN, cuyo objetivo es el de identificar, premiar y divulgar experiencias que contribuyan a desarrollar nuevos servicios, mejorar la eficiencia y reducir costes. Suponen un reconocimiento al trabajo realizado por la Administración pública, alineada con la Agenda Digital para Europa o España.

El premio entregado a FACeB2B ha sido en la categoría de “Digitalización” y representa un reconocimiento en la implementación de una herramienta innovadora y eficaz que no solo viene a cubrir la necesidad tecnológica para el cumplimiento del artículo 216 de la Ley 9/2017, de contratos del sector público, sino que continúa la senda del impulso de la factura electrónica en el panorama español iniciada en 2015 por FACe (Punto General de Entrada de Facturas de la Administración General del Estado).

España se sitúa entre los países más avanzados en Administración electrónica, según diferentes informes de organismos internacionales como la ONU, la OCDE, o la Comisión Europea y ha recibido ya varios premios nacionales e internacionales.

En la dimensión de Servicios Públicos digitales, según el Índice de Economía y Sociedad Digital (DESI), España figura en el 4º lugar, por encima de la media de la UE.

En el ámbito de los datos abiertos, según el estudio ‘Open Data Maturity in Europe’ en su edición de 2018, España se sitúa en segundo lugar.

La Agencia Tributaria española, entre las ocho más eficientes del mundo

La Agencia Tributaria española, entre las ocho administraciones más eficientes del mundo con una puntuación del 93,6%, muy por encima de la media (59,6%), según destaca el informe Paying Taxes 2019 que ha realizado PwC para el Banco Mundial.

Así, el sistema tributario español se encuentra entre los más modernos del mundo. España destaca en la gestión del IVA tras la entrada en vigor del Suministro Inmediato de Información (SII) y se sitúa en el número 34 del ranking de los 190 sistemas fiscales analizados, por delante de países como Estados Unidos (37), Alemania (43), Francia (53) o Italia (118). Y si comparamos nuestra fotografía fiscal con la media del resto del mundo, la imagen también es positiva. Si actualmente en el mundo, de media, una compañía necesita 237 horas para cumplir con Hacienda, en España esta cifra es de 148 horas.  Si, además, para hacerlo necesita hacer 23,8 pagos, en nuestro país esta cifra se reduce a nueve.

Según este nuevo informe de PwC que analiza los sistemas tributarios de 190 países, la contribución tributaria total de las compañías españolas (el porcentaje de sus beneficios que dedican al pago de los impuestos obligatorios, tales como el Impuesto sobre Sociedades y las cotizaciones sociales, entre otros), es del 47%, unos siete puntos por encima de la media de los países miembros de la OCDE (40,3%), de la UE (39,3%) y ligeramente superior a la del grupo de los veinte más industrializados del mundo, el G-20, (46,6%).

Las empresas españolas pagan sensiblemente más que otras empresas más desarrolladas como Reino Unido (30%), EE.UU. (43,6%) o Canadá (20,5%), pero menos que las francesas (60,5%), alemanas (49%) o italianas (53,2%).

Además, en el caso español, esa contribución tributaria total del 47% se destina fundamentalmente al pago de cotizaciones sociales (un 35,7%) y al Impuesto de Sociedades (10,6%), y sobre ello el estudio dice que el peso entre ambos tributos no está equilibrado. De hecho, la proporción entre cotizaciones y sociedades en la OCDE es de 15,6% versus 23,1% y en el mundo de 16,1% vs 16,1%.

De este 47%, que supone la contribución tributaria total de las empresas españolas, el 35,7% se destina al pago de cotizaciones sociales, el 10,6% al Impuesto sobre Sociedades y el 0,7% a otros tributos, según el estudio. Una proporción entre cotizaciones y sociedades -35,7% versus 10,6%- muy distinta a lo que sucede en la OCDE -15,6% versus 23,1%-, y en el mundo -16,1% versus 16,1%-, donde el peso entre ambos tributos está mucho más equilibrado.

El impacto de la tecnología

El informe resalta como, desde 2004, el uso de las nuevas tecnologías por parte de las autoridades fiscales y de las empresas ha reducido en 84 horas, de media, el tiempo y, en 10,3, el número de pagos que las compañías deben hacer para cumplir con el fisco.  Esto tiene que ver con la puesta en marcha, sobre todo en economías avanzadas, como China, Hong Kong, Noruega, de sistemas de reporting fiscal en tiempo real o de otros que permiten devolución automatizada de impuestos. El documento cita expresamente el caso de España y la implantación del Suministro Inmediato de Información.

No obstante, considera que la tecnología, por sí misma, no es suficiente para mejorar los sistemas fiscales. Una economía, además de contar con la infraestructura tecnológica adecuada (disposición de conexión de banda ancha, de redes móviles 4G, etcétera…) y con una población suficientemente alfabetizada informaticamente, debe superar una serie de obstáculos culturales y políticos, especialmente relevantes en aquellos países con sistemas tributarios manuales o con un nivel significativo de economía informal.

FUENTE: IT User

¿Conoces lo que se va a llevar (en tecnología empresarial) este 2019?

La automatización de procesos mediante robótica, plataformas cibernéticas basadas en la nube, infraestructuras programables, aplicaciones inteligentes o el valor de los datos serán las cinco tendencias tecnológicas del 2019 que definirán el panorama empresarial según el informe ‘Tendencias Tecnológicas 2019’ publicado por Dimension Data. Todas ellas han sido extraídas después de analizar datos recogidos en experiencia del cliente, ciberseguridad, el negocio y la infraestructura digital, así como el lugar del trabajo digital y los servicios y futuros tecnológicos.

En el informe, el Director de Tecnología del Grupo, Ettienne Reinecke, afirma que 2019 finalmente verá que la transformación digital se convierte en una realidad y predice una serie de modificaciones en toda la industria a medida que las empresas innovadoras vean que los proyectos a largo plazo dan sus frutos. Los proyectos de transformación a menudo citados, pero raramente logrados, comenzarán a cobrar vida gracias a la madurez de las tecnologías transformadoras como la inteligencia artificial, el aprendizaje automático y la automatización de procesos mediante robótica.

  1. La automatización de procesos mediante robótica remodelará la experiencia del cliente: el crecimiento exponencial de la automatización de procesos mediante robótica, como el aprendizaje automático, la inteligencia artificial y las redes neuronales heurísticas, darán a las empresas la posibilidad de combinar escenarios, aumentar la comprensión y tomar decisiones predictivas en tiempo real sobre las necesidades y comportamientos de sus clientes.
  2. Las organizaciones se centrarán en plataformas cibernéticas basadas en la nube: las brechas de seguridad cibernética de alto perfil en 2018 harán que los proveedores de seguridad basada en la nube se consoliden en 2019. Los sistemas de seguridad basados en la nube se construyen con APIs abiertas, lo que significa que los equipos de seguridad pueden integrar nuevas tecnologías en la plataforma rápidamente y con relativa facilidad. Esto asegurará que los clientes puedan mantenerse al tanto del panorama de la amenaza de rápida evolución.
  3. La infraestructura será programable de principio a fin: las empresas comenzarán a suscribirse a múltiples plataformas en la nube y a aumentar su uso del software como servicio (SaaS). La programación end-to-end significa que las organizaciones podrán adaptarse rápidamente al cambiante panorama empresarial y exigir más de sus aplicaciones y datos.
  4. Las aplicaciones se volverán más inteligentes y personalizadas: en el próximo año, veremos las aplicaciones recabando información de los usuarios y haciendo cambios a su propia funcionalidad para mejorar la experiencia del usuario. La inteligencia artificial y el aprendizaje automático desempeñarán un papel importante a la hora de ayudar a los empleados a trabajar de forma más productiva.
  5. El valor de los datos se convertirá en el centro del universo de los valores: en el próximo período, el enfoque se desplazará cada vez más hacia el verdadero valor de los datos, impulsando una búsqueda renovada para arraigar la telemetría, recopilar y enriquecer los datos. Son datos que formarán el núcleo de la verdadera transformación digital y se convertirán en la fuente de nuevos flujos de ingresos que superarán los flujos de ingresos tradicionales. Esto conducirá a un cambio en las arquitecturas de la información, con la necesidad de establecer datos enriquecidos que comiencen a impulsar inversiones en TI.

FUENTE: Computing

La digitalización cobra importancia en pymes debido a la “personalización” en la relación con el cliente

Las pequeñas y medianas empresas son cada vez más conscientes de la importancia de la digitalización en sus procesos debido a “la personalización y omnicanalidad” que otorga en la relación con el cliente. Así lo pone de manifiesto el informe elaborado por Sage, ‘Radiografía de la Pyme 2018’, que destaca que el 48 % de los entrevistados considera que la digitalización es imprescindible para la buena gestión de una organización. Esta cifra se une a la del 42%,  que opina que la digitalización ayuda a disponer de información en tiempo real y que, por tanto, supone un ahorro en costes.

El informe ha sido presentado por el presidente de la Comisión de Sociedad Digital de la CEOE, Julio Linares, que considera que la clave del éxito está en adaptarse a los cambios. El estudio asegura que, de entre las preocupaciones del empresario en pymes, se encuentran la demanda, la captación de clientes, la evolución del mercado o la morosidad… factores que podrían paliarse con correctos procesos digitales.

El interés por digitalizar una empresa está siendo creciente en la actualidad, pues en los dos últimos años un 76% de las pymes han invertido en digitalización. Según ‘Radiografía de la Pyme 2018’, el 53% de las pymes y el 50% de autónomos y micro pymes disponen de un plan de digitalización con un presupuesto asignado previamente.

AHORRO EN TIEMPO Y DINERO

Según Sage, el uso de las tecnologías tiene como beneficio el ahorro de tiempo y dinero en las tareas diarias (84% pymes y 78% autónomos y micropymes). El almacenamiento de datos de forma digital permite que puedan ser accesibles en todo momento y ayuda a los empresarios a tomar decisiones ágiles.

Con todo, la digitalización es una necesidad real en el contexto actual debido a que los consumidores son cada vez más exigentes y el servicio que una compañía pueda prestarles puede “marcar la diferencia entre una queja y una recomendación”. Sage recuerda que han surgido nuevos canales de distribución y que los usuarios “están acostumbrados a comprar con un clic” por lo que, “la agilidad es esencial”. Además, la multinacional apunta en su informe que la digitalización ayuda a “mejorar” los procesos internos, dar un mejor servicio, mejorar la imagen de una empresa y fidelizar a sus clientes.

51% DE OFERTAS DE EMPLEO DIGITAL, PARA DIRECTIVOS

Sage recoge en su informe que el pasado año 2017 el 51% de las ofertas de empleo digital se destinó a cubrir puestos directivos, según el ‘Observatorio de Empleo Digital 2017’ elaborado por ISDI. “Es imprescindible que al menos un 20% del comité de dirección de la empresa tenga experiencia en negocio digital para poder alcanzar el exigido cambio de mentalidad corporativo”.

El 56% de las pymes afirman que su relación con el cliente ha mejorado mucho al ofrecer una atención más eficaz (23%) y cubrir mejor sus necesidades (19%) por la personalización y la omnicanalidad que otorga la tecnología. El impacto de la digitalización de los clientes es muy positivo: las corporaciones españolas que apuestan por transformar su negocio registran un incremento en sus ventas del 39% y un 80% ha mejorado su competitividad en el mercado, según un estudio de CA Technologies. Además, según Mc Kinsey, el incremento de la productividad puede alcanzar el 20% a nivel global de la compañía.

El 79% de las pymes va a necesitar ayuda externa para la puesta en marcha de la digitalización del negocio. Por ello, contratar talento digital es un paso estratégico, y necesario, para abordar dicho proceso con garantías de éxito. Las organizaciones deben identificar sus necesidades de negocio (e-commerce, marketing digital, big data, etc.) para identificar cuál es el perfil idóneo para cumplir con las expectativas de crecimiento. El 30% de las organizaciones que invierten en captar talento digital, adquieren una mayor fuente de ventaja competitiva por su capacidad de explotar de forma creativa las tecnologías digitales a su alcance, según Gartner.

Con todo, grandes empresarios y figuras relevantes en el tejido empresarial recomiendan a las pymes la creación de una cultura de innovación basada en una visión digital. Para el fomento de la digitalización en las organizaciones, el informe recalca que ya se han hecho propuestas al Gobierno en este sentido, tales como la lucha contra la economía sumergida, la aplicación del Sistema Inmediato de Información (SII) a todas las empresas o lograr que el I+D+i en España alcance la media europea.